El Equipo Peugeot Sport abandona en Córcega pero con buenas sensaciones

      

José Antonio Suárez y Cándido Carrera no han podido tomar la salida en la última etapa, pero la progresión y tiempos prometedores dan un balance positivo

José Antonio Suárez y Cándido Carrera estaban disputando un buen rallye desde la primera etapa del viernes, cuando sus cronos con el Peugeot 208 T16 R5 estaban siempre entre los mejores de su categoría. En la jornada del sábado, en la primera especial volvió a estar en el Top 5, pero en el segundo tramo llegó el abandono tras un problema técnico que provocó un trompo.

Hasta el momento del abandono, los pilotos del Peugeot España Racing Team estaban cumpliendo con el planteamiento para la prueba francesa, ir adaptándose al 208 T16, mejorando la puesta a punto y marcando tiempos cada vez más rápidos para pelear por el podio en la categoría R5.

El Peugeot 208 T16 sigue mejorando rallye a rallye y para la próxima cita puntuable en la que estarán presentes, el rallye de casa en Salou los próximos días 14, 15 y 16 de este mismo mes, esperan poder estar peleando por las plazas de cabeza.

José Antonio Suárez:"Estábamos haciendo un buen rallye. El primer día no teníamos los reglajes del coche a nuestro gusto y esto nos retrasó un poco, el hecho de no haber asistencia a mitad de etapa no nos permitió poder hacer cambios, pero a pesar de esto no estábamos lejos de la cabeza, un trompo en el último tramo nos lastró algo más. Ayer en el primer tramo todo iba bien, creo que podíamos haber estado mucho más arriba que el viernes, pero en el segundo tramo llegó el problema técnico que provocó un trompo y acabamos abandonando. La valoración de este rallye es positiva, seguimos aprendiendo, poniendo el coche a punto y cada día el 208 T16 y nosotros somos más rápidos. En el rallye de casa esperamos estar arriba, solucionar todos los problemillas que estamos teniendo y poder ofrecer un gran rallye a Peugeot, a Carlos Sainz, que nos está ayudando muchísimo, y a la afición española".